Anticonceptivos orales

Embarazo no deseado

Píldora del día después

Tipos de anticonceptivos

Anticonceptivos naturales

Embarazo

Inicio

 

Métodos anticonceptivos

 

Nos asesoraremos, no solo de cómo no contagiarse enfermedades de transmisión sexual, si no que también aprenderemos a cómo cuidarse de un embarazo no deseado.

Esto no es un tema que sólo atañe a los adolescentes. Hay parejas que deciden que ya no quieren más embarazos, o dejar los embarazos para más adelante, cuando la pareja esté mejor constituida (trabajo estable, vivienda, ingresos económicos estables, etc.)

 

Anticonceptivos de barrera

 Los métodos barrera son los que impiden el ingreso de los espermatozoides a las zonas de contacto posible con un óvulo dentro del aparato reproductor femenino.

A-Los preservativos masculinos o condones:

Los preservativos masculinos de látex o vinilo además de dar protección para evitar el embarazo, también previenen enfermedades de transmisión sexual como por ejemplo el VIH o SIDA. Se  pueden utilizar junto a un espermicida para aumentar la protección.

Se pueden conseguir en farmacias,(es el lugar más seguro), en kioscos (no es tan seguro, hubo casos de preservativos adulterados, fueron pinchados por un fino alfiler como una “travesura”), o en expendedores, que suelen estar en los baños públicos, tanto en el de hombres, cómo en el de mujeres.

Es muy importante colocarlo correctamente, de lo contrario, podría romperse. Lee las instrucciones la primera vez que lo utilices.Existen preservativos lubricados, que son muy prácticos, ya que son más fáciles de poner, sin tanto riesgo a la rotura. Y además, al estar lubricados, se hace más sencilla la penetración, sin que moleste a la mujer.

B- Diafragma

Este método barrera femenino es de origen muy antiguo. El ginecólogo tomará la medida del cuello del útero de la mujer, y hará una receta para que lo pueda comprar. Este método tiene algunas desventajas:

Es un método que utilizado correctamente, está indicado para parejas estables. Hay que ponerlo con un espermicida, tiene que quedar tapando correctamente el cuello del útero. De lo contrario, los espermatozoides podrían pasar, y las infecciones también. Hay que dejarlo al menos de 6 a 8 horas puesto, una vez finalizado el acto sexual. Para asegurarse que los espermatozoides hayan muerto en ese lapso. El material con el que está hecho el diafragma, protege de la penetración  de microorganismos cómo los del VIH SIDA y otros, pero al retirar el diafragma, los espermatozoides pueden estar muertos, pero los virus de transmisión sexual no.

C- Los preservativos femeninos

Están fabricados con un material plástico poliuretano, con aros del mismo material en los 2 extremos. Un aro cubre el cuello del útero, y el otro queda por afuera de la vagina como sostén.
Este se coloca en la vagina antes de la relación sexual, e impide, al igual que el preservativo masculino, el contagio de enfermedades de transmisión sexual, y el embarazo no deseado.

 

Métodos anticonceptivos químicos

Los métodos anticonceptivos químicos son los que producen una barrera que no es evidente a simple vista. Entonces, lo que van a producir estos métodos son reacciones químicas en lugares donde el intercambio sexual tiene su contacto más íntimo, ya sea en el canal de parto o vagina, como en el interior del útero.

Los espermicidas:

Son métodos químicos, actúan matando a los espermatozoides. Vienen en forma de gel, espumas, cremas, tabletas o supositorios vaginales. No es un método 100% seguro para la anticoncepción, suelen ser utilizados como método combinado, por ejemplo como dijimos anteriormente, con un preservativo. No es un método que proteja de las infecciones de transmisión sexual.

El  DIU (dispositivo intrauterino):

Este dispositivo intrauterino es colocado únicamente por el ginecólogo, durante la menstruación. Es de material plástico, con filamentos de cobre. Éste dispositivo actúa provocando una alteración en el microclima uterino. Esto hace que sea más dificultosa la fecundación y la implantación del óvulo fecundado. Precaución: este método no previene las enfermedades de trasmisión sexual.

 Hay que controlar el DIU periódicamente por el ginecólogo, por que puede moverse de lugar. Tiene vencimiento, no se lo debe dejar puesto después del mismo. Algunas mujeres lo rechazan, teniendo dolores, e incluso lo llegan en algunos casos a expulsar. Es también bastante común que la mujer tenga menstruaciones más largas y abundantes.

Existen casos de embarazo con dispositivos intrauterinos (dentro del útero), que se desarrollaron correctamente; y también existen  casos de embarazos ectópicos (extrauterinos, en general el embarazo queda en la trompa), que deben ser tratados quirúrgicamente. Por lo que concluimos, que no es un método 100% seguro.

Existen nuevos dispositivos intrauterinos con menos riesgos y efectos secundarios. De esto nos ocuparemos en nuevos tipos de anticonceptivos

  

Píldoras anticonceptivas

La píldora anticonceptiva, con los avances de la medicina, ha sido mejorada, tienen la misma eficacia que antes, pero la diferencia es que, han logrado disminuir los efectos adversos propios de las hormonas.

De cualquier manera, tanto las píldoras anticonceptivas tradicionales, como las nuevas de última generación, NO protegen del contagio de enfermedades de transmisión sexual. También cabe recalcar que, la píldora es el método más eficaz anticonceptivo, siempre y cuando la mujer no olvide tomarla diariamente.